miércoles, 28 de diciembre de 2016

REVOLCADORES, DICIEMBRE DE 2016 VII Y ÚLTIMA

Bueno amig@s, toca rematar esta última entrada del año que como creo ha quedado bien reflejado en el porrón de imágenes compartidas, la hemos disfrutado sensorialmente de lo lindo. El tiempo, tanto cuando hice la ruta con María, Paco y Juan y luego más tarde con Pedro, nos acompañó en todo momento. Una jornada pletórica de sol y por ello rebosante en luminosidad y belleza. Como ya he dejado dicho por ahí detrás, una excursión senderista para no olvidar y habrá que romper los prejuicios respecto de lo que pensaba sobre Revolcadores porque subir a su cima con nieve, constituye una experiencia bien interesante y muy gratificante. Os deseo lo mejor para el 2017, que tengamos salud, paz, amor, prosperidad, todo eso que se suele desear en estas fechas tan "entrañables" pero que el destino de cada cual, ya se encarga de repartir bendiciones a su libre albedrío, pero en todo caso, que sigamos teniendo salud para recorrer el monte, disfrutando de la naturaleza, y también de los amigos, de la música, la lectura, de la vida y nada, me despido de vosotros hasta el año que viene en que tengo pensado inaugurarlo con un recorrido inédito por la sierra de Mojantes que si los caprichos del azar no lo impiden, daremos cumplida cuenta en Mi Viky y Yo. Hasta entonces, lo dejamos aqui.
¡HASTA LA PRÓXIMA AMIG@S!

REVOLCADORES, DICIEMBRE DE 2016 VI

Por fin llegamos a Los Obispos, a lo más alto. Nos preparamos para comernos el bocata. Al principio nos hace un poco de viento pero más tarde se calma.
El día anterior subieron dos o tres montañeros por la vía Inazares. Uno de ellos debía estar enamorado de una tal Marta. Desde aquí le enviamos nuestros mejores deseos de paz, amor y mucha felicidad, y por supuesto que la chica objeto de su pasión, que ni en lugar tan hermoso como este, es capaz de olvidar, le corresponda.
Por la vía Inazares aparecen tres montañeros
Son tres chicos de Caravaca, muy simpáticos junto a los cuales nos zampamos el bocata regado con algunos tragos de vino de Bullas que comparto con ellos, para más tarde, antes de separarnos, echarnos estas fotos como recuerdo. Desde aquí les enviamos un afectuoso y montañero saludo.
Preparando el regreso
Y nosotros también
 FINAL SEXTA PARTE